En España solo se sienten dos terremotos al mes de los 2.500 que se producen al año

En España solo se sienten dos terremotos al mes de los 2.500 que se producen al año
Compartir en whatsapp
 

La península ibérica no es una zona especialmente activa en cuanto a movimientos sísmicos. Las zonas más propensas a este tipo de reacciones naturales las encontramos en el sur y sureste. En 1829, un terremoto de magnitud 9 en la escala de Richter azotó el Bajo Segura -Alicante- causando más de 800 muertos y casi 3000 edificios derruidos. En 1884, otro terremoto con epicentro en Arenas del Rey -Granada- dejó alrededor de 800 víctimas mortales y 400 heridos. En la actualidad, la intensidad de los terremotos en España no suele ser superior a 5.

En cualquier caso, de la ingente cantidad de movimientos sísmicos que se producen en nuestro país -en torno a 2.500 en 365 días- apenas un par de ellos se dejan sentir en la población cada mes, según la Red Sísmica Española. El último que se ha sentido, y con bastante fuerza, ha sido el que azotó la ciudad de Lorca -Murcia- el pasado miércoles, 11 de mayo. Hasta la fecha, 9 víctimas mortales y en torno a 6000 personas que se han quedado sin hogar porque sus casas se han venido abajo o no pueden volver debido al riesgo de derrumbamiento.

Desde el inicio de siglo, la Península ha sufrido diferentes terremotos de más o menos intensidad, siendo los de 2005 y 2007 -se registraron dos importantes movimientos sísmicos en este año- los más graves si hablamos de destrozos materiales y altura de magnitud.

Daños materiales

El 29 de enero de 2005 un seísmo de 4,7 en la escala de Ricther tuvo lugar en Bullas -Murcia- destruyendo 800 casas. Hubo hasta 500 réplicas del terremoto y fue sentido por otras provincias españolas como Almería, Ciudad Real, Alicante o Valencia, entre otras.

En el año 2007, un terremoto de 6,1 -el más fuerte desde 1969- se registró a unos 200 kilómetros del cabo de San Vicente -Portugal-. Este seísmo se sintió en prácticamente toda la Península española y hubo muchísimos desalojos aunque, afortunadamente, sin pérdida de vidas humanas ni materiales. También, en agosto del mismo año, otro seísmo de 5,1 con epicentro en Ciudad Real, y que se sintió en casi toda España, ocasionó importantes daños materiales, como el derrumbe de la sala de conferencias del Teatro Municipal de Almagro -edificio del S. XIX-.

La historia, como vemos, nos demuestra que las infraestructuras españolas no están lo suficientemente preparadas para soportar este tipo de incidentes naturales. Según la escala de Ritcher, un seísmo de magnitud entre 5 y 5'9 grados es moderado y ocasionaría daños mayores en edificaciones débiles o mal construidas y daños leves en edificaciones bien diseñadas. En Lorca, muchas viviendas se vinieron abajo. De hecho, hubo viviendas que llevaban construidas apenas tres años y no soportaron el terremoto.


Leer el artículo completo
Anuncios Google

Escribir un comentario

En áreas que se habiliten para la participación de los USUARIOS (a título enunciativo envíos, foros, chats, comentarios, comparticiones, etc.) el PORTAL se limitará a habilitar un espacio, pero no participará en modo alguno en los mismos, siendo el resultado meras aportaciones u opiniones realizadas bajo su responsabilidad por los USUARIOS. Al introducir su correo electrónico el usuario acepta la política de privacidad.


Código de seguridad
Refrescar