Los ‘Latin King’, en el punto de mira

Los ‘Latin King’, en el punto de mira
Compartir en whatsapp
 
Las recientes detenciones parecen no hacer mella en una banda que se caracteriza por su gran capacidad regenerativa, aunque la policía sabe que ha dado un duro golpe a su estructura.

Se trata de una lucha sin tregua por parte de las autoridades, ya que se debe estudiar su evolución y comportamiento, fuera de todo lo común y con patrones muy distintos a otras bandas criminales que operaron u operan en nuestro país. Para comenzar: la cárcel no es el final. Desde allí los cabecillas siguen operando y dirigiendo la banda. Al menos esto es lo que cree la Policía sobre Eric Javier Velastegui Jara, más conocido como 'King Wolverine' y creador de los Latin King.

Y es que la banda no nació en las calles, sino en prisión. Desde que comenzara su andadura tras los barrotes estadounidenses su complejidad y tentáculos no han hecho más que crecer por el mundo. Nuestro país es ejemplo de ello y un destino suculento debido al lenguaje y a la inexperiencia policial en estas lides. Se presentan como una agrupación de jóvenes que quiere proteger a los suyos en tierra extraña, pues presuponen que son objeto de discriminación. Pero la verdad no sólo es distinta, sino incluso contraria: la agresión entre ellos es habitual, la violencia es su lenguaje común.

Estructura y jerarquía

La banda está integrada por jóvenes de diversos países latinoamericanos como Colombia, Ecuador, Bolivia o República Dominicana. La estructura del grupo está muy jerarquizada y se divide en función de las 'zonas de influencia'.

La Nación de los Reyes y Reinas Latinos) está formada por cuatro tribus. La primera, por ser su lugar de origen en los años 40, es la de Chicago Le suceden las de Nueva York, Ecuador y España. Cada país está dividido en Reinos y estos en capítulos con cinco reyes oficiales coronados a la cabeza.

En España Los Latin King se hacen llamar la 'Sagrada Tribu América España'. Dividen el país en 5 reinos: el Reino Inca en Madrid; el Reino Hispano en Barcelona; el Reino Chibcha en Canarias; el Reino Azteca en Murcia y el Reino Maya en Valencia y Alicante. Cada reino está formado a su vez capítulos que tienen al frente cinco oficiales: Inca, Cacique, Jefe de Guerra, Tesorero y Maestro.

El Jefe, 'primera corona' o Inca Supremo se encarga de varios territorios y sus disposiciones deben ser acatadas sin necesidad de consenso. Los lugartenientes son denominados como caciques o 'segunda corona'. El jefe de guerra o 'tercera corona' es el encargado de controlar las agresiones que puedan producirse. El 'cuarto corona' se encarga de la economía y recaudación de la banda. El maestro o 'quinta corona' adoctrina a los miembros de su territorio. Los 'caballeros negros y oficiales' conforman el último escalafón del mando.

Pero los Latin King también tienen sus leyes correspondientes. En lo que ellos llaman 'La Literatura' se dictan aquellas normas que los integrantes han de cumplir, especificando los castigos y faltas en los que incurrirían en caso contrario.

100218_latinEscalada hacia el terror

Estas bandas latinas eran prácticamente desconocidas hasta que empezaron a producirse graves episodios de violencia. En 2003 Wilson Fernando Ríos Ordóñez fue asesinado a los 16 años. Ese mismo año el creador de los 'Latin' ingresa en prisión acusado de violación. Dos años después Jimmy Junior Ureña del Villa también es asesinado. Tenía 18 años y, junto con Wilson, pertenecía a la banda rival de los Latin King, Los Ñetas. Los acontecimientos se saldaron con 33 detenciones.

En 2007 unos 100 jóvenes españoles y latinoamericanos comenzaron una pelea en Alcorcón. En ella, tres jóvenes españoles resultaron heridos, uno grave por apuñalamiento, y siete personas fueron detenidas. Los Latin King participaron en la revuelta.

Las últimas detenciones se realizaron el pasado 14 de febrero. 54 miembros fueron arrestados mientras celebraban el décimo aniversario de la fundación de la banda. Sólo 11 han pasado a disposición judicial.

Los Ñetas, Los Maravillas, los Dominican Don't Play –DDP- o NTN son otras formaciones muy parecidas a los Latin King, aunque en el caso particular de Los Ñetas son bandas rivales.

Lo que en España parece un fenómeno incipiente en los países latinoamericanos es sinónimo de desolación y muerte. Más de la mitad de los homicidios de El Salvador han sido cometidos por estas bandas. En nuestro país ya ha sido considerada como 'asociación ilícita' por lo que no se va a consentir su restablecimiento. El reto de la policía española está en frenar su regeneración.


Leer el artículo completo
Anuncios Google

Escribir un comentario

En áreas que se habiliten para la participación de los USUARIOS (a título enunciativo envíos, foros, chats, comentarios, comparticiones, etc.) el PORTAL se limitará a habilitar un espacio, pero no participará en modo alguno en los mismos, siendo el resultado meras aportaciones u opiniones realizadas bajo su responsabilidad por los USUARIOS. Al introducir su correo electrónico el usuario acepta la política de privacidad.


Código de seguridad
Refrescar